Aunque las bombas de infusión son un dispositivo médico de uso generalizado en todas las áreas del hospital, no todas son igual de fáciles de manejar y programar. Esto es especialmente importante en pacientes ingresados en UCI o atendidos en los servicios de Urgencias, en los que puede existir riesgo vital. En estos casos, cada segundo ahorrado es fundamental para iniciar el tratamiento cuanto antes.

En muchos casos, el manejo de una bomba de infusión puede llegar a ser complejo y lento: la necesidad de navegar por menús hasta encontrar la selección deseada, pantallas monocromo pequeñas y poco legibles… Todo esto redunda en incrementos de tiempo desde que se toma la decisión hasta el inicio efectivo de la infusión.

En arcomed somos conscientes de que el ahorro de tiempo, tanto en situaciones urgentes como para agilizar el trabajo del personal al cuidado de los pacientes, es un factor clave. Por ello y fruto de nuestra estrecha colaboración con nuestros clientes, las bombas arcomed están pensadas para ahorrar tiempo en su manejo y puesta en marcha.

Inicio en 3 pasos: Incrementando la eficiencia y la seguridad del paciente.

Las bombas arcomed disponen de una pantalla táctil en color más grande que las bombas comunes del mercado. Su funcionamiento mediante iconos, con un escritorio personalizable para tener acceso rápido a las funciones más comunes, reduce al mínimo el tiempo de espera. Ya no hay que buscar, sólo tocar y actuar.

Además de reducir errores en situaciones de estrés en las que la vida del paciente puede estar en riesgo, esta característica de las bombas arcomed incrementa la eficienciade los flujos de trabajo. A menor tiempo, mayor eficiencia.

Una vez recibida la prescripción médica, iniciar la infusión con una bomba arcomed consta de tres sencillos pasos:

  • Carga de la jeringa o del sistema de infusión debidamente purgados (o purgado a través de la bomba una vez se ha cargado).
  • Selección del flujo de infusión..
  • Inicio manual de la infusión. ¡Tocar y actuar!.

Además, las bombas arcomed están pensadas para garantizar la seguridad en cada uno de los pasos minimizando errores: Diferentes colores de iconos, información legible a distancia sobre qué fármaco se está infundiendo en cada momento o codificación de fármacos por colores según los estándares internacionales son medidas extra de seguridad incorporadas a nuestras bombas que, lejos de complicar su manejo, lo hacen más simple, más rápido y más seguro.

Bienvenido a la nueva era de la tecnología de infusión. Bienvenido al mundo de arcomed.