La filosofía Todo En Uno de arcomed busca optimizar los recursos de los hospitales en materia de tecnología de infusión intravenosa al tiempo que se ofrece al profesional sanitario una altísima gama de prestaciones. ¿Qué buscamos? Estandarización.

La estandarización es una tendencia creciente en los hospitales. En general, cuando un hospital tiene que realizar una inversión en tecnología diagnóstica o de tratamiento busca dispositivos multipropósito que puedan ser utilizados para pacientes con patologías de diferentes tipos. La cirugía robótica es un buen ejemplo. Aunque algunos hospitales fueron pioneros en su incorporación, sus indicaciones estaban limitadas a ciertas operaciones muy concretas. Conforme este tipo de cirugía está desarrollando técnicas que permiten su aplicación a un mayor número de pacientes, los hospitales están incorporándola cada vez más a su cartera de servicios.

En general, la tecnología médica requiere de un proceso de formación y aprendizaje que supone una inversión de recursos adicional. No se trata sólo del aparato que se compra, sino también del tiempo que los profesionales que tienen que manejarlo deben invertir en aprender su funcionamiento.

Obviamente, existen tecnologías muy especializadas que, en la ecuación coste/beneficio, resultan ventajosas para el paciente. Pero si hablamos de bombas de infusión, estamos hablando de un dispositivo utilizado en prácticamente todas las áreas del hospital y en un gran número de pacientes.

Todo en Uno de arcomed: la estandarización al servicio del paciente y del hospital

Respondamos a la pregunta del título: ¿tiene sentido tener bombas de infusión especializadas en cada área? Veámoslo desde dferentes de vista:

  1. Económico: Tener una serie de bombas “de uso general” con prestaciones inferiores y otras “especializadas” para UCI, quirófano u otras áreas obliga al hospital a diversificar su parque de bombas, ya que debe tener una reserva de bombas de cada tipo para afrontar picos de demanda o necesidades de mantenimiento. Al final esto redunda en mayores costes de almacenamiento, adquisición (el fraccionamiento en diferentes fabricantes y modelos impide aprovechar economías de escala) y mantenimiento (cada fabricante tiene sus repuestos y sus procedimientos de mantenimiento).
  2. Aprendizaje: A mayor número de modelos distintos, más requerimientos de aprendizaje para cada uno. Esto implica mayor inversión en tiempo, que se traduce al final en costes adicionales.
  3. Asistencial: Una bomba Todo En Uno como las bombas Chroma de arcomed puede servir en cualquier área del hospital y puede ser reconfigurada automáticamente para funcionar en modo TCI, PIEB, PCA, relevo (una bomba toma el relevo de otra cuando la medicación se agota, lo que impide que el paciente esté sin medicación en momentos clave), bolo tocolítico… Esto, aparte de ahorrar costes en los dos puntos ya mencionados, permite que la bomba sea la que siga al paciente en su paso por diferentes áreas del hospital (lo que implica ahorro en fungibles), además de estar preparadas para cualquier eventualidad que pueda suceder con el paciente, esté donde esté, ya que el cambio de modo de operación se realiza a través de una interfaz sencilla, táctil, basada en iconos, intuitiva y en color. No hay que buscar en menús hasta llegar a la función que se desea, basta con tocar el icono correspondiente.

En arcomed realizamos un esfuerzo constante de innovación, siempre en colaboración estrecha con los profesionales clínicos, para que nuestras bombas cumplan con todos los requerimientos necesarios, ofrezcan las mayores prestaciones con la mejor calidad y al mismo tiempo puedan suponer un importante ahorro de costes para el hospital.