La asistencia sanitaria en la práctica totalidad de los grandes hospitales está inmersa en programas de humanización en salud en mayor o menor grado. Estos programas afectan a todas las áreas del hospital y se centran en la evidencia científica avalada por numerosos estudios que indica que el confort del paciente ayuda a una recuperación más rápida, al disminuir el nivel de estrés de la persona ingresada y de sus familiares, lo cual también repercute en un mejor ambiente de trabajo para los profesionales.

Los programas de humanización en salud se centran en hacer la estancia en el hospital lo más confortable posible para el paciente. Esto implica mejora de las instalaciones y servicios, formación para el personal sanitario y establecer una mejor relación con los familiares.

La mayoría de los servicios de salud de los hospitales españoles están poniendo en marcha programas de humanización en salud, comenzando por los grandes hospitales de referencia. Algunos ejemplos son los siguientes:

  • Humanización en UCI, Unidades Coronarias y UCI pediátrica: Ampliación del horario en el que el paciente puede estar con un acompañante (en algunos hospitales ya se permite un acompañante 24 horas), reducción de los niveles de ruido ambiental, mejora de la iluminación para facilitar el descanso nocturno, nuevas pautas de sedación para que el paciente pueda estar despierto más tiempo…
  • Humanización en cirugía: Especialmente en cirugía pediátrica, cada vez más hospitales están haciendo del momento de ir al quirófano (que suele ser el momento más difícil para los niños, ya que deben separarse de sus padres) una experiencia más agradable e incluso lúdica. En esta línea, se están incorporando pequeños coches teledirigidos en los que el niño es conducido a quirófano, convirtiendo una experiencia muy estresante en algo que ellos toman como un juego.
  • Humanización en planta de hospitalización: Se están incorporando nuevos protocolos de movilidad para aquellos pacientes que están autorizados a levantarse y caminar, con salas de esparcimiento en las que pueden interactuar con otros pacientes, conectividad Wi-Fi, bibliotecas y mejoras en el confort de las habitaciones y en los sillones de los acompañantes.

Tecnología de infusión y programas de humanización en salud: La movilidad es un elemento clave.

En el campo de la mejora de la movilidad del paciente es donde la tecnología de infusión juega un rol relevante en los programas de humanización en salud. Bombas de infusión más ligeras, pequeñas y fáciles de llevar en un soporte por el propio paciente, que además estén dotadas de baterías de larga duración que les proporcionen una elevada autonomía confieren un gran confort al paciente sin menoscabar su seguridad. Las bombas de infusión arcomed Chroma cumplen estos y otros muchos requisitos.

En arcomed estamos en contacto constante con los profesionales sanitarios y nos adaptamos a sus demandas y necesidades. Como líderes en tecnología de infusión, el confort del paciente también es una de nuestras prioridades.